• Lunes a Viernes 9:00 a 20:00

    Fin de semana: Cerrado

  • +34 976 238 949
    +34 976 236 666
  • Plaza San Lamberto, 10

    50004 Zaragoza

  • Síganos

Inseminación artificial con Seguridad Social

AISA | Clínica de inseminación artificial  >  Inseminación artificial   >  Inseminación artificial con Seguridad Social

Inseminación artificial con Seguridad Social

El tratamiento de inseminación artificial se cubre a través de la Seguridad Social en determinadas circunstancias.

Un requisito previo, y totalmente imprescindible antes de recibir dicho tratamiento, es llevar a cabo todas las pruebas previas necesarias para determinar si existe una posibilidad real de que se produzca el embarazo a través de la inseminación artificial.

Estas pruebas servirán, no solo para conocer las posibilidades reales, sino para conocer en detalle el estado de salud de la mujer, con el fin de aplicar los tratamientos más adecuados para aumentar sus posibilidades de embarazo.

Requisitos para la inseminación artificial a través de la Seguridad Social

Edad límite para la inseminación artificial

La edad límite para las mujeres que quieran someterse al proceso de inseminación artificial es de 40 años, edad en torno a la que la fertilidad de la mujer decae de forma considerable. En el caso de los hombres, este límite se amplía hasta los 50.

Este es el requisito que se establece en el momento de comenzar el tratamiento, pero, teniendo en cuenta la lista de espera, es posible que la mujer tenga más edad, siempre y cuando al iniciar el proceso no hubiera sobrepasado dicho límite.

Existencia de hijos

Cuando la pareja ya tiene hijos en común, se les dará menos prioridad que, por ejemplo, frente a otras personas que aún no los tienen.

Aunque en la práctica su tratamiento de inseminación artificial puede ser aprobado, el tiempo de espera para estos casos será mayor, salvo en circunstancias excepcionales en las que se valorará personalmente cada caso.

Parejas homosexuales y madres solteras

La inseminación artificial en la Seguridad Social para madres solteras o parejas homosexuales es totalmente posible en España desde hace unos años, ya que se eliminó el requisito de esterilidad demostrada de la mujer para ser receptora de este tratamiento.

Con respecto a esta técnica de reproducción asistida proporcionada en la Seguridad Social también tendremos que tener en cuenta que:

  • La capacidad económica de la mujer o pareja que solicitan este tipo de tratamiento es un aspecto clave a la hora de ser aceptados o no en el programa.
  • Es posible someterse a esta técnica con el semen de un donante anónimo.
  • El tiempo de espera para un tratamiento de inseminación artificial es menor para la inseminación conyugal.
  • Las mujeres sometidas a una ligadura de trompas de forma voluntaria no podrán recibir este tratamiento.
  • Las CCAA tienen competencias atribuidas en cuanto a establecer los requisitos necesarios para ser beneficiarios del proceso de inseminación, por lo que estos pueden variar de una a otra.

Por ejemplo, la inseminación artificial para madres solteras a través de la Seguridad Social es posible en muchas Comunidades Autónomas, pero no en todas.

 

No Comments

Leave a Reply